En arquitectura no hay nada que sea permanente, los diferentes estilo que podemos encontrar a lo largo de la historia siempre han bebido de los estilos pretéritos.

Bien sea por la influencia estética, las circunstancias del momento u otras características, en los diferentes estilos se puede identificar influencias de estilo anteriores.

Un ejemplo muy claro de esto es la arquitectura contemporánea. Históricamente en el mundo están sucediendo muchos cambios, y las dos grandes potencias que se luchan por diputarse la hegemonía son Estados Unidos y la antigua Rusia. Con la situación que se estaba viviendo en Europa, el polo de trabajo estaba situado en Estados Unidos.

En este tipo de arquitectura los materiales que más se utilizan son el cemento, el hierro y el vidrio. Son un signo diferenciador, entre otras características de este estilo arquitectónico.

 arquitectura contempoaranea

 

En la arquitectura contemporánea, hay una gran influencia de la Grecia Clásica y esto se puede ver de forma sutil en los diferentes edificios que siguen este estilo. Un ejemplo de ello es el edificio de la administración pública situado en Portland (Oregón) en el que podemos aprecia el canon que se seguía en la antigua Grecia y que dividía el edificio en tres zonas la planta baja o base, el cuerpo del edificio y la parte alta o cubierta, esta ultima solía tener decoraciones en sus frisos con triglifos y metopas. Hay que mencionar aquí la función de enseñanza que estas decoraciones tenían para ilustrar al pueblo.

 

edifico-portland

 

Como podemos apreciar hay un vuelta a este estilo clásico en el que abunda el ornamento de una manera desmedida, así como los colores chillones y llamativos. Un ejemplo más de cómo los clásicos siempre son un referente para las nuevas tendencias tanto en arquitectura como en muchos otros campos y que pueden servir de inspiración para nuevas líneas de trabajo.